Historia  de la máscara de lucha libre

Historia de la máscara de lucha libre

Desde hace algún tiempo la lucha libre se ha venido dando de una manera un poco ortodoxa alrededor del mundo, donde los luchadores además de portar un nombre y vestuario artístico, portan  una máscara que los hace misteriosos.

Muchas personas crearan que el uso de la máscara en la lucha libre se puede añadir a una media de creación publicitaria y tal vez ese sea el caso, pero lo cierto es que cada día nacen nuevos luchadores y uno de sus atributos más importantes  son las máscaras.

Tal es caso de México, el cual es un país donde la lucha libre se sinónimo de gentilicio y tradición, al igual que la vestimenta de la misma y es casi un símbolo mundial que representa al país azteca globalmente, no hay peor vergüenza para un luchador que perderla.

Aún no existe una versión confirmada del surgimiento de estas mascaras de lucha libre pero algunos historiadores aseguran que los orígenes se tiene muy poca información y su nombre se deriva de la noción de que en esta disciplina es muy permisiva con respecto al uso de más  movimientos que en la lucha grecorromana, de la cual se desarrolló.

Vale destacar que este deporte no es netamente mexicano, pero hay algo que sí se gestó en la región azteca y que ahora es parte importante de la lucha libre, esa es la máscara. Hay luchadores que han pedido diseños únicos y por supuesto el valor de un traje puede resultar costoso ya que la tela es hecha a base de fibras sintéticas que son más ligeras y porosas.

A pesar de la disponibilidad de las máscaras chinas, mucho más económicas, muchos optan por otros diseños que inclusive pueden ser patentados como una propiedad industrial.

Sin embargo, en la década de los 50 algunos luchadores de México  empezaron a popularizar el uso de la máscara de lucha libre donde surgieron leyendas como: El Santo, Blue Demon, El Rayo de Jalisco, Huracán Ramírez, Medico Asesino, entre otros.

Actualmente hay un mundo de posibilidades para tener máscaras con gran diversidad de diseños y accesorios con los que se fabrican; tanto luchadores como técnicos las usan para mantener su vida privada lejos de los fanáticos de la lucha libre.

La lucha libre no solo está compuesta por hombres musculosos que pelean, está también en klas gradas, el techo, las fuentes de sodas, son parte de lo que uno compra con un boleto para entrar a la catedral de la lucha libre.

Allí se puede apreciar la época de oro de un deporte que hoy comienza a brillar de nuevo gracias a la particularidad de su atmósfera, sus máscaras y su ambiente el cual que tiene la capacidad de asombrar a todos por igual.

Aunque en su origen el punto de partida la lucha es el enfrentarse a sobrevivir y dominar, fue cambiando de formas con el tiempo e incorporando técnicas con una combinación de fuerza física y mental.

Además para los más pequeños tenemos algunos Modelos de máscaras mayas para colorear.

Share